Príncipe



Cuentan que es un príncipe encantado al que su princesa no dio el beso así que fue degenerando y acabó siendo sapo.

Trato de aprender.

9 comentarios:

  1. Me encanta!!. ¿Me la prestas para un post en mi blog?

    ResponderEliminar
  2. Parece que una princesita quiere darle un besito a tu sapo

    ResponderEliminar
  3. no veo la fecha de publicacion de este post, pero si es el 22 de agosto de 2010 te diré que hace 18 años una princesita vestida de blanco le dio un beso a un principe vestido de negro delante de un montoooooooooooooooooooon de testigos jajajajajaja

    ResponderEliminar
  4. Curioso, muuuuuuuy curioso.... esto habrá que analizarlo dentenidamente, ja, ja.

    ResponderEliminar

  5. Ahí tienes una razón por la que, desde siempre, me abstengo de besar princesas, ni aunque sean republicanas.
    Por otra parte, he tirado el rallador para evitar malas tentaciones. El trabajo no debe ser muy bueno cuando pagan por hacerlo.

    Saludos

    CR LMA
    ________________________________

    ResponderEliminar
  6. Tienes razón, yo también acabo de tirar el rallador, el que quiera que vaya a la cocina a verlo

    ResponderEliminar
  7. Mira que quietecito estaba. No sé porqué este me despierta ternura, será por el color, la pose... Ojalá encuentre su princesa, no es bueno que el sapo esté solo. Me gusta.

    Un abrazo grande,

    Margarita

    Solucioné aquel problema :), de momento. Gracias.

    ResponderEliminar
  8. A ver si soy capaz de explicar esto:

    Al intentar sacar la foto dio unos cuantos saltos intentando huir pero cuando vio que todo a su alrededor era asfalto y que no tenía escapatoria se replegó sobre si mismo intentando mostrarse peligroso como diciendo "Si te acercas verás" cuando en realidad lo que se mostró fue temeroso, yo interpreté sus palabras como "Por favor no te acerques".

    ResponderEliminar

Un millón de gracias.

Influencias

Volviendo la Vista Atrás